Blog Jurídico

La mediación

Autor:Dolores
¿Qué es?

La mediación es, como ya habíamos apuntado en anteriores ocasiones, una herramienta para la solución de conflictos interpersonales para evitar la reclamación judicial, (que en todos los casos agrava el conflicto ya existente).

Ámbito

Al contrario de lo que mucha gente cree, no se circunscribe solo al ámbito familiar, a los conflictos derivados de un proceso de divorcio, cese de la convivencia.

Es posible siempre que exista conflicto.

En cualquier ámbito. Y siempre que el conflicto esté en disposición de las partes que se someten a mediación.

Es decir, que no esté, legalmente, reservado y fuera de la voluntad y disposición de las partes.

Por lo que si la mediación resulta útil para resolver cualquier conflicto es evidente que se extiende a cualquier ámbito.

La mediación penal

En el ámbito penal sucede lo mismo que en el resto de ámbitos en los que la mediación se constituye como un remedio mas ágil, menos costoso, para resolver un conflicto evitando los tribunales.

Como en el resto de ámbitos es voluntaria

Ya que La participación en un proceso de mediación, incluso respecto a los conflictos que están inmersos en el sistema penal no puede obligarse a las partes a someterse a dicho proceso.

De lo contrario carecería de sentido. Es mas no se puede realizar sin que todas las partes implicadas accedan a ello.

El artículo 17 de nuestra Constitución  párrafo tercero, ya contempla la mediación en el ámbito penal y  dispone: “Las leyes preverán mecanismos alternativos de solución de controversias. En la materia penal regularán su aplicación, asegurarán la reparación del daño y establecerán los casos en que se requerirá supervisión judicial”

Mediación

Está limitada a la reparación del daño a la víctima, y siempre con supervisión judicial.

Es evidente que las leyes penales no están dentro del ámbito de disposición o de voluntad de las personas a ellas sometidas.

Pero si hay otros aspectos del delito penal que son susceptibles de ser mediados, y algunos de ellos con supervisión judicial y dentro del proceso.

En conclusión

Siempre se ha dicho que hablando se entiende la gente.

Que la comunicación es indispensable para resolver dudas, informar etc.

Pues bien la Mediación no es más que eso, una herramienta que permite a las personas implicadas en un conflicto sea de la clase que sea resolver por si mismas esa situación, ese problema.

Por lo que, unido a las ventajas económicas de tiempo, de coste emocional que supone un proceso judicial no deberíamos dudar en acudir antes a la Mediación.

Rosalia Pensado. Abogada Y Mediadora 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de sus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más informaciónPersonalizar Cookies   
Privacidad