Blog Jurídico

¿Cuánto cuesta emprender en España?

Autor:Dolores

Si, como lo oís, hay que pensárselo bien antes de decidirse a trabajar por cuenta propia.

Un emprendedor es una persona que tiene una idea, o visiona una idea, quiere desarrollarla, piensa que puede rentabilizarla y cuando va a llevarla a cabo se encuentra con muchas trabas.

En un principio si te quieres dedicar por ejemplo a vender “Chupa chups” por internet o hacer tartas y venderlas a través de una página web, tendrías que darte de alta en Hacienda, además de también darte de alta como autónomo.

¿Cuánto hay que pagar por ser autónomo en España? Pues puedes pagar desde la cuota  mínima mensual de 283,30 € al mes aproximadamente, de ahí para arriba…

Imaginaros que acabáis de empezar, pues lo normal no es ganar dinero sino tener pérdidas y hacer inversiones, por lo que las pérdidas serán mucho mayores que los beneficios y aún así tendréis que seguir pagando la cuota fija de autónomo.

Por otro lado a su vez también están las obligaciones tributarias, los trimestres, el IVA, porque habrá que declararlo se cobre o no la factura, también las rentas (IRPF), las retenciones de los alquileres si estamos arrendados en un local, por ejemplo

Estamos hablando de un emprendedor autónomo no de una sociedad, si fuera una sociedad tendría además que pagar el impuesto de sociedades.

A todo ello los gastos fijos que conlleva cada negocio, no es lo mismo un emprendedor que vende tartas por internet que un emprendedor que las vende en una pastelería (donde hay que pagar un alquiler por el local), si además tienes la web tendrás que pagar un alojamiento, un dominio y un mantenimiento. Y también invertir en publicidad para promocionar tu negocio, más teléfono, luz, etc…

Emprender en España

Como veis la inversión necesaria más la carga impositiva más la cuota de autónomo, por lo que muchos emprendedores se frenan por falta de liquidez, porque si bien es cierto que existen préstamos, te exigen avales, garantías por lo que es la pescadilla que se muerde la cola.

En España la mayoría de jóvenes prefiere ser funcionario que emprendedor. ¿Quién no quiere tener un trabajo seguro para toda la vida?,

España no es un país para emprender, para crear empresas, no se valora suficientemente al empresario y no hay que olvidar que quien crea el trabajo es la empresa, todo pasaría por rebajar la carga fiscal y ayudar a los emprendedores con unas cuotas de autónomos mucho más reducidas y que al menos mientras no se obtenga beneficios que se pague una cuota simbólica, porque muchas veces el emprendedor se arruina antes de empezar.

A pesar de todo siempre habrá emprendedores que se arriesguen y triunfen, con su esfuerzo y dedicación, por lo que al menos habrá valido la pena.

Mª Dolores Ortiz Bermejo (Abogada)

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de sus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más informaciónPersonalizar Cookies   
Privacidad